septiembre 25, 2020

Radio Gran Rosario

FM 88.9 MHZ.

Hisoparon al personal de un geriátrico y no se detectaron contagios

Fue por decisión de sus directivos, luego de que un residente diera Covid-19 positivo. El paciente quedó alojado en el Pami I.

 

Por La Capital

La Municipalidad concurrió ayer al geriátrico de Oroño y Urquiza donde estuvo alojado, junto a su esposa, un hombre de 76 años que dio positivo de Covid-19, pero se encontraba asintomático. Unos 26 trabajadores de la institución que fueron hisopados arrojaron resultado negativo.

Si bien se encendieron todas las alertas, la rápida actuación del establecimiento y de los funcionarios pudo generar una contención. Hoy estarán los test que se practicaron a la pareja del enfermo, y a un círculo de contactos estrechos de 5 alojados. En tanto, el paciente, que fue trasalado al Pami I, se encuentra en buen estado de salud y se constituyó en el primer caso de estas características en Rosario.

Los funcionarios del Sistema Integrado de Emergencia Sanitaria (Sies) arribaron a al geriátrico Años Felices, Oroño 490, adonde el matrimonio de septuagenarios estuvo hospedado desde enero pasado.

Según indicó el subsecretario del Sies, Cristian Bottari, quien mantuvo un encuentro con la responsable de la institución, Marcela Robledo, se hizo una evaluación de los procedimientos en cuanto al ingreso y egreso de pacientes, proveedores externos, “y el manejo que tienen es adecuado, con equipos de protección de todos los agentes, y con visitas restringidas, en donde no había contacto con familiares”, indicó el profesional.

Sin embargo, a raíz del caso positivo que se constató cuando el hombre de 76 años fue trasladado el miércoles por la noche a otro geriátrico, de Mitre al 1000, se procedió a una revisión de los contactos estrechos. El paciente compartía en Oroño y Urquiza la habitación con otros tres alojados que hasta ayer eran asintomáticos.

   También se observó el estado de salud de la esposa, quien tenía contacto estrecho con otras dos mujeres. Bottari destacó el buen desempeño de las autoridades del geriátrico al hisopar a todo su personal. Una veintena de trabajadores fue hisopada por decisión de la institución y a cargo de la propia entidad, y los resultados dieron negativo. Según indicó el subdirector del Sies, los resultados respecto del personal itinerante y otros cinco residentes que estaban asintomáticos estarán hoy.

   Los residentes que tuvieron contacto estrecho con el matrimonio fueron separados del resto y no comparten zonas en común. Tienen asignados baños y áreas de esparcimiento específicos con horarios diferenciados y se reforzaron las medidas de higiene.

“Fue una inspección con la idea de colabrorar, porque tanto directivos como autoridades demostraron preocupación e interés en forma permanente”, subrayó Bottari.

El caso positivo del septuagenario se conoció tras su paso por el geriátrico de Mitre al 1000, tras la decisión de sus familiares de retirarlo de Años Felices junto a su esposa. Una vez en el lugar y, con las medidas protocolo, se lo hisopó, sin haber tenido contacto con ningún residente del lugar.

Tras la difusión de la noticia, la Cámara de Geriátricos de Rosario le pidió al municipio se haga cargo de los hisopados del personal sanitario que trabaja en esas residencias al cuidado de adultos mayores, al tiempo que decidió suspender las visitas de todo tipo hasta nuevo aviso.

“Sería muy importante que el municipio haga el hisopado a quienes trabajan con los abuelos”, señaló Luis López, titular de la entidad que nuclea al sector.

El pedido coincide con lo que Robledo planteó en la mañana de ayer. “Llamamos a cada familiar, uno por uno, y le explicamos lo que está pasando para que no se enteren por los medios, y la verdad es que la respuesta de ellos fue favorable”, comentó.

Quien también hizo declaraciones fue la hija de la pareja de ancianos “El cambio de geriátrico se decide por una mala relación con la dueña; y yo supongo que el vino de allí con el virus” consideró Silvina Locret al agregar: “Hacía varios días que no lo veía bien a mi papá; y sé que varios abuelos estaban en una situación parecida. Evidentemente, el virus salió del geriátrico. Ayer llamé y me cortaron”, dijo molesta.