junio 22, 2021

Radio Gran Rosario

FM 88.9 MHZ.

Brutal asalto: la desfiguraron a culatazos y le robaron la moto en la plaza Libertad

Fue en Mitre y Pasco. La víctima es una mujer que había dejado a su hija discapacitada en el kinesiólogo cuando dos ladrones la sorprendieron

 

por La Capital

Una mujer fue víctima de un violento robo en las inmediaciones de la plaza Libertad, ubicada en Mitre y Pasco. Los ladrones la atacaron a culatazos para robarle la moto e incluso amenazaron con matarla. Dos empleados de un taller intentaron defenderla, pero los desconocidos les apuntaron y luego escaparon. La víctima perdió mucha sangre a raíz de las heridas, se llevaron incluso el certificado de discapacidad de su hija, que luego fue encontrado.

El episodio ocurrió alrededor de las 13 en Mitre y Pasco, cuando Sandra terminaba de llamar a la obra social Iapos para autorizar órdenes de su hija, a quien había dejado en un centro de rehabilitación de la zona. Cuando estaba a punto de subirse a la moto para irse, aparecieron en escena dos hombres, quienes la despojaron de la moto tras atacarla y pegarle culatazos en el rostro y la cabeza.

“Estaba esperando acá (en la plaza Libertad) porque tengo una nena con discapacidad. Estaba haciendo unas llamadas para que Iapos me autorice cosas para la nena. Y cuando me estaba yendo vinieron dos chicos”, comentó la señora mientras se tomaba la cara con una gasa para contener la sangre de la cabeza.

Sandra se toma la cabeza con una toalla para detener la sangre. La atacaron a culatazos para robarle la moto.

Sandra se toma la cabeza con una toalla para detener la sangre. La atacaron a culatazos para robarle la moto.

Contó que le dijeron: “¡Callate la boca!”. “Me mostraron un revólver, pero no les quise dar nada”, agregó. Los ladrones comenzaron a forcejear con la víctima y terminaron atacándola a culatazos hasta lograr apoderarse del rodado.

“Empezaron a pegarme. Apuntaban a todos con un arma. Discutían entre ellos porque uno no encontraba la llave de la moto en mi cartera. «Mátala, mátala», decía uno. No sabían ni arrancar la moto”, agregó Sandra al móvil de El Tres.

Pero eso no fue todo. Sandra también perdió su cartera con la documentación de su hija, algo más importante que la moto, ya que si esa documentación no puede realizar los trámites correspondientes de su hija. Más tarde, afortunadamente, esa documentación apareció arrojada en la zona y la mujer logró recuperarla.