junio 17, 2021

Radio Gran Rosario

FM 88.9 MHZ.

Desde las cero de hoy, el boleto de colectivo pasa a costar 45 pesos

Los incrementos en las tarifas del transporte urbano en Rosario rigen para los ómnibus y también para las bicicletas públicas

 

Por La Capital

A una semana de haberse implementado las adecuaciones al sistema de transporte urbano de pasajeros (TUP), dentro de la emergencia que atraviesa el sector, desde las cero de hoy se actualizan las tarifas. El boleto para trasladarse en colectivos pasa a costar 45 pesosy este incremento representa un nuevo golpe a los castigados bolsillos de los rosarinos, en esta etapa de restricciones por la pandemia por el coronavirus.

Más allá de que el último estudio de costos desarrollado por el Ente de la Movilidad de Rosario (y comunicado en su página web) expuso un costo real de 77 pesos, las autoridades locales determinaron que el boleto en la ciudad tendrá un valor de 45 pesos.

Desde la Intendencia, se encargaron de recordar que la tarifa del sistema de transporte urbano no fue modificada desde el mes de septiembre de 2019, un año y tres meses atrás, cuando se estableció un boleto a 32,50 pesos.

Estas decisiones surgen por las severas complicaciones económicas y financieras que impuso la pandemia. En ese sentido, desde la Municipalidad remarcaron que el sistema de transporte público se encuentra inmerso en “una profunda crisis”, que provocó que durante el año anterior cayó considerablemente su recaudación, con enormes pérdidas estimadas en 2 mil millones de pesos, y con un tremendo descenso en la cantidad de pasajeros trasladados, ya que pasó de 450 mil viajes diarios, a solo 100 mil.

Eso provocó un serio replanteo de todo el sistema.

Por las dificultades que se debieron atravesar, la Municipalidad de Rosario decidió no cambiar el valor del boleto en todo el 2020, por eso pasaron casi 500 días de su última actualización.

Y en un análisis del escenario nacional, las autoridades locales subrayaron que otras ciudades del interior del país ya implementaron estos incrementos en las tarifas, en este arranque de año. Por ejemplo, Junín ya fijó su boleto en 45 pesos, Córdoba hizo lo propio en 43 pesos, y Bariloche lo llevó a 41 pesos.

Asimismo, desde la Intendencia se encargaron de destacar que los que utilicen el transporte público pueden usar el «Boleto por Hora», que permite al pasajero ingresar al sistema y utilizar más de una línea, sin costo adicional y en un determinado rango horario.

Esta es una alternativa importante que deriva en tiempos de espera menores para los usuarios, quienes pueden llegar más rápido al lugar apuntado, pagando solamente un boleto del transporte urbano de pasajeros.

En este marco, el valor del boleto del TUP, a partir de hoy, es de 45 pesos. En tanto, la tarjeta laboral o de uso frecuente (con valor bonificado en carga de 40 viajespasa a 38,77 pesos, y la tarjeta laboral o de uso frecuente (con valor bonificado en carga de 80 viajes) va a 36,60 pesos.

Por su parte, vale resaltar que la actualización de las tarifas también incluye al sistema de bicicletas públicas, Mi bici tu bici. Y los nuevos valores fijados son los siguientes: abono diario 54,90 pesos, abono mensual 549 pesos, y abono anual 3.660 pesos.

Las autoridades municipales además remarcaron que para conseguir mayor información sobre estos sistemas, los usuarios pueden comunicarse con la línea gratuita de Atención al Ciudadano 147, durante las 24 horas, o en las cuentas de redes sociales Facebook: MovilidadRosario, Instagram: Movilidad Rosario y en Twitter: @MovilidadRos.

Después de las adecuaciones

Vale también señalar que solo una semana atrás, salió a las calles de la ciudad el nuevo sistema de colectivos, acompañado por un contexto de restricciones sanitarias, modificaciones de hábitos de traslado, reducción de la cantidad de pasajeros y severas complicaciones económicas que derivaron en una situación de emergencia, que fue aprobada por el Concejo Municipal.

Estas adecuaciones, que incluyeron adaptaciones y ajustes solicitados por los vecinos tras los anuncios oficiales iniciales, buscaron una prestación más efectiva del servicio, a través de un rediseño integral que puso el acento en las fusiones de líneas, los cambios de recorrido y la promoción del trasbordo gratuito, para mejorar las frecuencias de las líneas más utilizadas, que incluyen más del 70 por ciento de los trasladados.

Este nuevo esquema enfatiza el rol esencial que sigue teniendo el transporte urbano en la movilidad de la ciudad. Pretende adaptarse a “una nueva realidad que instala la pandemia”.

Según explicaron, la Municipalidad apunta a alcanzar una mayor eficiencia en las prestaciones de este servicio y ampliar su conectividad.

Además, aclararon que la apuesta de la adecuación pasa principalmente por “tratar de que las líneas existentes puedan complementarse y contar con un servicio de mayor calidad”.

Piden evitar descuentos por presentismo

La modificación del recorrido de los colectivos del transporte urbano cumplirá hoy una semana y sus consecuencias tendrán repercusión en la Cámara de Diputados de la provincia donde se presentó un proyecto de comunicación para que el Ministerio de Trabajo de la provincia inste a las empresas a no descontar el presentismo de los trabajadores que no pueden cumplir con los horarios.

El lunes pasado debutó la adecuación del sistema de transporte al nuevo escenario planteado por la pandemia de coronavirus, lo que empujó una abrupta caída en la cantidad de usuarios tornando insostenible desde el punto de vista económico al sistema.

Consecuentemente diez líneas de colectivos quedaron suspendidas y otra treintena se fusionaron, modificándose recorridos y cuadros horarios.

Para evitar que esta transformación impacte negativamente entre los usuarios, el diputado provincial Carlos del Frade presentó una propuesta en la Cámara Baja santafesina para que no se descuente el presentismo a quienes no puedan cumplir con sus horarios de ingreso debido al cambio de recorrido de líneas.

Concretamente, se pide al Ministerio de Trabajo de la provincia que impulse a las empresas a considerar las consecuencias de los cambios en el sistema de colectivos.